Propiedades de las hojas del olivo como antibióticos para perros

Propiedades de las hojas del olivo como antibióticos para perros

El olivo es un árbol milenario y sus propiedades medicinales son conocidas desde hace siglos. El extracto de las hojas del olivo es uno de los antibióticos para perros y humanos más naturales.

Propiedades medicinales del olivo

El árbol del olivo no es solo apreciado por su aceite, la base de la dieta mediterránea. En sus hojas y corteza se producen ciertos compuestos con propiedades medicinales.

Entre ellas, podemos encontrar remedios para:

  • Reducir la presión arterialUna infusión de las hojas del olivo tiene efectos similares a los fármacos antihipertensivos. Sus propiedades hipotensivas o vasodilatadoras consiguen reducir la presión arterial.
  • Disminuye los niveles de colesterol. El extracto de sus hojas también disminuye los niveles de colesterol y triglicéridos.
  • Antiinflamatorio.
  • Antiagregante plaquetario. Las propiedades del olivo lo convierten en un buen candidato para la prevención de trombos e infartos.
  • Anticancerígeno. Del extracto de sus hojas se obtiene la oleuropeína, un compuesto que ha demostrado actuar inhibiendo procesos moleculares implicados en el cáncer.
  • Para la diabetes. Sus hojas también se utilizan como una terapia complementaria para tratar la diabetes, pues tiene efecto en los niveles de glucosa del cuerpo, tanto en animales como humanos.
  • Antioxidante. Protege a las células frente al envejecimiento con la acción antioxidante del hidroxitirisol, uno de sus compuestos.

Las hojas del olivo como antibióticos para perros

Otra característica del olivo es su capacidad antibiótica. Los compuestos fenólicos de la aceituna y sus hojas inhiben la acción de ciertas bacterias.

Un simple extracto líquido y filtrado de sus hojas puede, tras un tiempo, impedir que crezcan bacterias. Este efecto bactericida también se produce a partir del mismo aceite de oliva, lo que refuerza los beneficios de tomar este alimento en la dieta de forma habitual.

¿Cómo podemos utilizar las hojas de olivo?

Los compuestos químicos beneficiosos del olivo podemos obtenerlos a través de infusiones, extractos y aceite. Podemos aportarlo en la dieta de nuestro perro como un complemento alimenticio. Muchos piensos vienen formulados con algo de aceite de oliva en su composición.

No solo tienen compuestos antibióticos. Las hojas y el fruto del olivo son ricos en vitaminas, minerales, ácidos grasos esenciales y antioxidantes.

Según el peso del animal, si es una raza pequeña o grande, podemos añadir entre media y una cucharita y media de aceite de oliva, mezclado en su pienso. También podemos añadirlo en latas de comida húmeda o sobre snacks.

Aceite para la piel de los perros

A muchos perros les gusta esta combinación con su comida, ya que humedece y añade sabor a las croquetas del pienso.

Lo mejor es consultar la dosis con tu veterinario habitual y comprobar su efecto en la salud del animal, ya que un exceso podría tener efectos laxantes.

También podemos utilizar el aceite directamente en la piel de las mascotas; funciona bien como hidratante para las almohadillas y para eliminar parásitos como las garrapatas. Pero ten cuidado con la cantidad o quedará un aspecto grasiento sobre el pelo. Tras un tiempo aplicando el aceite, notarás que mejora el aspecto de la piel y el pelaje, más suave, sedoso y brillante.

Existen cápsulas de hojas de olivo y también podemos conseguir su extracto machacándolas con un mortero.

Recuerda que la fitoterapia no sustituye a los antibióticos para perros

Si nuestro perro padece alguna infección, el extracto de las hojas del olivo puede ayudar a tratarla, pero no sustituirá al tratamiento antibiótico que nos recete el veterinario. La automedicación es peligrosa y, si tenemos una mascota enferma, el diagnóstico debe venir de la mano de un profesional.

El aceite de coco, de argán, de linaza, de salmón o bacalao también son muy beneficiosos en la salud de las mascotas. Mejoran problemas digestivos y de piel, y se pueden añadir en la dieta o sobre la piel, como champús.

Podemos encontrar muchos compuestos naturales que actúan como antibióticos para perros: el ajo, la caléndula, la cúrcuma y algunas equinacias son un claro ejemplo de ello.

FUENTE: MISANIMALES.COM

PULSE AQUÍ PARA VER EL ARTÍCULO DESDE SU FUENTE ORIGINAL

Ultima modificación 13/08/2019 Perros 0 85

Dejar un comentarioLeave a Reply

Debe iniciar con la sesión iniciada para poner un comentario.

Archivos del blog

Categorías del blog

Últimos comentarios

Sin comentarios

Buscar en el Blog

Comparar 0
Ant.
Sig.

No hay productos

A determinar Envío
0,00 € Total

Finalizar Compra